Secretos de un mago

 

 

 

¿Quién conoce los secretos de un mago? Son tan reservados como discretos, lo mismo un mago para empresa que los que se dedican a las fiestas de niños, o a los grandes espectáculos.

No importa el ámbito en el que los magos se desarrollen, siempre sus mañas, secretos y puntos de éxito estarán guardados bajos siete llaves, es una regla que ninguno de ellos puede romper por ningún motivo.

Nadie nunca supo los secretos de David Copperfield, ni cómo lograba ilusionar a su público; tampoco nadie pudo explicar cómo Harry Houdini escapaba de las disímiles tumbas y jaulas, incluso sumergidas en agua; mucho menos han podido descubrir las fórmulas del joven David Blaine, ilusionista de la era moderna, que asombra a todos por sus actos de levitación y resistencia corporal; y tampoco supieron de las peripecias de Jean Eugéne Robert-Houdin para lograr la suspensión etérea.

Estos ejemplos que les he puesto son solo algunos de los nombres de los magos más renombrados de todos los tiempos, las listas por supuesto, son enormes, y quién saber, si mañana tú puedas estar en una de ellas.

La habilidad, la perseverancia, el talento, pero también el estudio y la dedicación, pueden ser armas a tu favor. No dudes en intentarlo, y tener tus propios secretos.